La Voz de Ica

25.Nov.2017

Ultima actualizacion07:27:20 PM GMT

Vegetales contaminados

  • PDF

En Ica y en Parcona -sino en otros lugares todavía no identificados- existen campos de cultivo donde se siembra con total impunidad un conjunto de productos agrícolas de primera necesidad, los mismos que se riegan con aguas fétidas, contaminadas y que atentan contra la salud al consumirse diariamente en muchos hogares de esta provincia.

Inescrupulosos propietarios de parcelas que han surgido alrededor de las lagunas de oxidación de Ica y Parcona vienen ejerciendo este ilegal negocio. Quien pone en riesgo la salud de la población debe ser sancionado porque la ley así lo manda y son las autoridades competentes las que deben ejercer su obligación de fiscalización y enrumbar las denuncias ante el Ministerio Público en defensa de los intereses ciudadanos.

Las amas de casa adquieren en los centros de abastos estos vegetales sin saber que se encuentran contaminados. Es así que estas lagunas de oxidación a la fecha, se presentan saturadas y rebosantes, por lo que la empresa prestadora de los servicios de agua y desagüe Emapica SA, destinaría estos efluvios a los vedados campos de cultivo. Igualmente, entre gallos y medianoche deriva hacia los lechos del rio Ica o el cauce de La Achirana. En ambos casos la infracción legal y sanitaria es evidente.

Es apremiante que tanto las municipalidades involucradas actúen de inmediato, así como la intervención de oficio de la DIRESA a través de su unidad especializada de Salud Ambiental para que junto a los fiscales del Ministerio Público sancionen con la severidad que el caso amerita. Si bien es cierto que las causas que provocan esta crisis sanitaria es el vertimiento de aguas usadas en domicilios y negocios, los alcaldes han debido preveer este crecimiento demográfico y el cambio de estas contaminantes lagunas de oxidación por plantas procesadoras de aguas residuales, pero eso se debió hacer con anticipación, hace varios años; mientras tanto se hace urgente e impostergable que se corte el circuito de contaminación alimentaria que se viene dando silenciosamente y con total impunidad. Es urgente para defender la salud de la población.

Simulacro de sismo participativo

  • PDF

Este jueves 30 a las 10 de la mañana se realizará el simulacro de sismo a nivel nacional organizado por el Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI) y se espera que sea participativo, de comprometida asistencia y con la intención de aprender a comportarnos antes, durante y después del terremoto que podría ocurrir en cualquier momento al encontrarnos en una zona altamente sísmica.

El Estado -a través del INDECI (R.M. Nº 040-2013-PCM)- ha programado para que durante el año 2013 se efectúen dos simulacros de sismos de más de 8 grados, seguidos de tsunamis, uno diurno (Jueves 30 de Mayo) y otro nocturno (Jueves 10 de Octubre) como parte de la preparación que la población debe de tener para fomentar mayor grado de compromiso social, a través de sus gobiernos locales y regionales, y enfrentar con eficiencia, reducir o minimizar los niveles de vulnerabilidad, en otras palabras que, los terremotos que vengan ocasionen el menor daño posible, y para eso se desarrollan los simulacros, que no son más que acciones programadas que imitan un suceso real para saber cómo tomar las medidas necesarias de seguridad en caso de ocurrir realmente.

Lamentablemente, como ocurre en diversas poblaciones del país, la población es reacia a participar de estos ensayos y los ciudadanos que lo hacen, mayoritariamente son obligados por la iniciativa que la ley impone a las instituciones donde prestan sus servicios. Nuestra condición de territorio castigado duramente por estos movimientos terráqueos ha registrado a través de nuestra historia local hasta 10 grandes sismos -desde la llegada de los españoles- lo que obligó a cambiar hasta en tres oportunidades la ubicación de la ciudad misma. Este jueves 30 no esperemos que nos obliguen a realizar el simulacro de sismo ni tampoco lo tomemos a la broma simplista sino al compromiso de efectuar nuestra cuota de voluntad para aprender a soportar la furia de la Madre Naturaleza. Hagamos estos simulacros en el lugar donde nos encontremos, sea nuestra casa, barrio, escuela, centro laboral o en la misma calle, si estamos de transeúntes o conductores de vehículos. Paralicemos toda actividad para participar responsablemente. Estos ensayos previos nos pueden salvar la vida, no desaprovechemos la ocasión.

A todos nos involucra la comida chatarra

  • PDF

Una discusión sin precedentes se ha originado a partir de la dación de la Ley de Promoción de la Comida Saludable para Niños, Niñas y Adolescentes, conocida también como Ley contra la Comida Chatarra. Y la polémica no se ha centrado propiamente en la preservación de la salud, sino en la libertad de ejercer publicidad empresarial a los alimentos procesados, producidos por las grandes industrias alimenticias y de bebidas.

La llamada comida chatarra, cuyas sustancias contienen altas cantidades de grasas trans, grasas saturadas, azúcares y sodio, será reglamentada por una Comisión Sectorial del Ministerio de Salud (RM 301-2013-MINSA) que a más tardar el 10 de Junio deberá dar a conocer el dispositivo que aplicará con mayor precisión la ley en cuestión. Pero la polémica se encenderá más pues los cuestionamientos serán más precisos y de seguro -como ahora- el sector privado demandará que esta ley y su reglamento sean abolidos. ¿Y la salud de los niños como queda?

En el Perú el 20% de niños tiene sobrepeso y un 3% adicional tiene obesidad; que no constituyen las cifras alarmantes de países industrializados como EE.UU., pero la tendencia es al aumento y cuando los niños de ahora tengan 40 años de edad, su situación de salud será de gravedad. Antes, la tendencia era que más gente moría por enfermedades transmisibles que las no transmisibles derivadas del sedentarismo, la mala alimentación, la diabetes y la hipertensión pero ahora esa tendencia se está revirtiendo y es probable que existan generaciones que tengan menor esperanza de vida que sus padres.

La discusión de fondo -y es la que no se dice- son las ganancias que se dejarán de percibir si se aplica con rigor esta nueva ley, pero la discusión ya ha empezado y la población deberá decidir qué es lo que le conviene en términos de salubridad para ellos y para sus hijos, qué comprar y qué no. A mayor información será mejor, abrirá espacio para la conciencia y no sólo para las bondades de la publicidad que es casi omnipresente en nuestra vida diaria, sino también para tomar libre determinación que nos perjudica y que nos favorece respecto a estos alimentos. Hay mucho por discutir todavía.

Problema que debe tener obligada y pronta solución

  • PDF

Uno de los problemas en la ciudad de Ica que espera con impaciencia soluciones concretas, eficientes y rápidas, lo constituye el enorme volumen de aguas negras contenidas en la Laguna de Oxidación de Cachiche. Todos sabemos que esta artificial piscina de hediondas aguas ya no puede contener más los miles de litros de desagües que provienen de una ciudad que ha crecido poblacionalmente en forma dramática y que uno de los servicios menos atendidos es la recepción y tratamiento de las aguas servidas. Se ha denunciado que esta laguna recibe entre 600 y 700 litros por segundo de estos fétidos líquidos cuando su capacidad máxima es de 200 litros por segundo, es decir 3.5 veces más de lo establecido.

Aún cuando el proyecto de ampliación de la laguna de oxidación no se concreta -empezando por la adquisición de los terrenos particulares circundantes- para poder aumentar la capacidad de procesamiento de las aguas residuales, el tiempo de espera hasta ver culminada la obra pasará de 3 a 4 años más; por ello no es exagerado escuchar o leer denuncias y señalamientos que esta laguna de oxidación está a punto de "reventar", en el sentido literal y real. La constante crisis de sobresaturación de aguas insalubres Emapica la ha "salvado" derivándola hacia el Río Ica o como agua de regadío para prósperos campos de cultivos de particulares ubicados alrededor de este desagradable estanque, donde –dizque- se siembran plantas “de tallo largo”. Allí también se abre otro tema para la discusión si estas plantas son realmente de tallo largo, si las aguas putrefactas las infectan, y si esos productos se destinan a los mercados de abastos de nuestra ciudad.

Más de un especialista ha cuestionado la existencia misma de esta laguna de oxidación que es una fuente abierta de contaminación ambiental y en muchos países han sido proscritas, no se usan y pertenecen al pasado. Lo ideal es contar con una planta de procesamiento de aguas residuales tales como ha implementado la ciudad de Arequipa y otras ciudades del interior del país. Adicionalmente al serio problema de salubridad y de contaminación del medio ambiente, está el vertimiento de aguas residuales cuando entre en práctica el proyecto que Emapica ha firmado con el Alcalde del distrito de Los Aquijes para que sus desagües se depositen en la sobresaturada laguna de Cachiche. Los Aquijes actualmente estaría licitando la compra de los motores para que, a través del rebombeo de sus aguas negras mediante un ducto, pueda cruzar el lecho del Río Ica para dirigirlas a Cachiche.

Pero eso no es todo, luego que Los Aquijes consiga su propósito, el distrito de Parcona empalmará al ducto de trasvase parte importante de sus desagües, según consta en los proyectos que este distrito viene gestionando ante las entidades competentes. Los Aquijes y Parcona forman parte del Directorio de Emapica. Lo que queda preguntarnos es si los iqueños estamos en la capacidad de sostener esta carga adicional de aguas negras y si podemos permitirlo, en salvaguarda de nuestra salud, la defensa de nuestros derechos y espacios. Pareciera un cuento surrealista lo que está pasando, pero ni es cuento y es real, un tema de preocupación y de peligro para Ica.

Educando a la niñez a valorar el agua

  • PDF

Una esperanzadora noticia se opaca en la efervescencia mediática de las compras de mansiones, la violencia en las calles y la inseguridad ciudadana que no tiene cuando acabar. El Jefe de la Autoridad Nacional del Agua (ANA), Dr. Hugo Jara Facundo, ha anunciado que la entidad que preside firmará un convenio con el Ministerio de Educación para que a partir del año próximo todos los escolares lleven cursos obligatorios como parte de la currícula.

El convenio será suscrito el 30 de este mes en la ciudad de Lima y pretende que los escolares aprendan desde las aulas la importancia del agua en la vida humana, que sepan valorarla, cuidarla y sobre todo darle el uso adecuado en sus hogares. Este semilla que se plantará desde el 2014 tendrá óptimos frutos si se incorpora adecuadamente, motivando lúdicamente a que el recurso hídrico sea cuidado, teniendo a los escolares como los principales promotores de esta largamente esperada protección.

Así se desarrollará los primeros pasos de la nueva Cultura del Agua, a través de los niños y niñas, que son el futuro de nuestra sociedad y porque sus mentes todavía están abiertas al conocimiento y al desarrollo de buenas prácticas.

La Cultura del Agua (así como la Cultura de la Limpieza Pública) debe abarcar gradualmente muchos sectores, pero es la niñez la que sembrará, para que en los años venideros coseche los éxitos o fracasos de esta nueva política. Actualmente, la población adulta ya formada en principios y valores, es más difícil, pero no imposible, de ser los aliados permanentes y practicantes en defensa del agua. Todavía no se ha empezado a caminar en esta nueva senda pero se augura éxito y buenos compromisos para que el recurso hídrico no se agote por negligencia humana. Todos debemos resaltar este nuevo intento de vivir en armonía con la naturaleza.

Cultura de Limpieza Pública

  • PDF

Se vive una coyuntura especial por el tema de la basura en el río Ica. Todos hablan de lo sucio e insoportable que ha estado y la responsabilidad de cada quien en haber permitido que llegue a ese estado caótico. Esta corriente de opinión debe aprovecharse mejor, darle impulso, refrescar las posibles soluciones con ideas nuevas o mejorar las ya conocidas que por razones diversas nunca se llevaron a la práctica; es cierto que cada ciudadano -desde el lugar donde se encuentre su domicilio- tiene alguna opinión válida que dar y el papel de las autoridades debe ser la de recoger esta sabiduría popular y convertirla en política de acción.

Un bien público no se respeta si no se conoce su valor e importancia, de allí que resulte necesario enfocar todas las campañas de sensibilización ciudadana sobre el tema de la basura de la manera más sencilla, práctica y sin nudos que hagan fácil el entendimiento de este tópico que por redundante que pareciese, merece una explicación sistemática y persistente en el tiempo. Existe una Cultura de Limpieza Pública que va relacionada con el amor y el respeto que todos debemos tener para con la ciudad en que vivimos. Nadie debería estar en contra de contar con una ciudad limpia, ordenada y moderna, pero los hechos nos han ubicado al fondo del antihigiénico ranking de las urbes más sucias del Perú. Es lamentable, pero esta triste situación debe convocar a todos los habitantes de estas ciudades sureñas a reivindicarnos de la mejor manera y eso significa ponernos manos a la obra, sin demoras ni perezas.

Ica es vista tradicionalmente ante los ojos del mundo como una población de un territorio maravilloso, lleno de historia y tradición. Sacudida por terremotos y devastadoras inundaciones, pero con gente con un enorme poder de recuperación, donde la fe en el Santo Patrono el Señor de Luren, ha impulsado a metas mayores. Un pueblo con estos valores y potencialidades no puede ni debe dejarse amilanar por la sempiterna basura y sus desagradables efectos. Necesitamos contar con efectivas soluciones, que comprometan a muchos y sin distingos ni cargos, urge coincidir en la práctica para hacer de nuestras ciudades lugares dignos y agradables donde vivir. Hagamos un esfuerzo colectivo para sumar a las potencialidades de supervivencia que hemos heredado, la cualidad de ser ciudadanos limpios, con propósito de hacer mejor las cosas cada día. La Cultura de Limpieza Pública empieza con el amor a nuestra tierra y a nuestra gente. Todavía falta mucho por hacer.

Un informe final que demora

  • PDF

El contundente informe final de la Comisión Parlamentaria de Investigación del Proceso de Reconstrucción de las zonas afectadas por el terremoto del 2007, que preside el congresista Rogelio Canches, sufrió un serio revés al anunciar tres días después que 5000 archivos digitales sobre la investigación de las obras efectuadas por el Fondo de Reconstrucción del Sur (FORSUR), guardados por la Comisión de Trabajo habrían sido hackeados, produciéndose un enorme forado para la sustentación documentaria de las denuncias que se deben presentar ante el Ministerio Público, luego de la discusión y aprobación por el pleno del Congreso.

La Comisión Investigadora se dividió en tres subgrupos de trabajo, uno relacionado a "Los Bonos 6,000" que preside la congresista Carmen Omonte Durand (Perú Posible) donde las conclusiones habrían determinado que existirían irregularidades en la distribución y uso del dinero que se destinó para los damnificados del terremoto. Asimismo, el Sub Grupo de "Donaciones" presidida por Manuel Zerillo Bazalar (Gana Perú) arribó a conclusiones determinantes debido a que parte de estas millonarias donaciones habrían sido mal usadas o no usadas para el fin que fueron destinadas. Y el Sub Grupo que investigó al FORSUR presidido por el mismo Rogelio Canches Guzmán (Gana Perú), el que también concluyó que existiría dolo en la ejecución de obras de este organismo creado ex profesamente por el Gobierno de García Pérez, ya que muchas de las cuales "... no habían sido concluidas, otras sobrevaloradas o quedaron truncas" según reza la comunicación oficial dada a conocer por la Comisión Investigadora.

El escandaloso hackeo y la inutilización de más de 5 mil archivos digitales de este último sub grupo de trabajo trae dudas sobre la transparencia y la ética de este tipo de Comisiones. Igual ocurrió con las interminables investigaciones del Caso Business Track (BTR) referidas a los Petroaudios donde se “perdió” valiosa información del disco duro que se guardaba en el Poder Judicial; un inusual incendio en los archivos del Ministerio de Educación, donde valiosas pruebas y documentos se hicieron literalmente "humo". Lo inexplicable de los archivos del FORSUR es que no se habría hecho una copia de seguridad, llamada también copia de respaldo o backup, que normalmente se hace para preveer una inminente pérdida de los originales, como ha ocurrido.

Esta comisión investigadora que se formó el 2011 en el Congreso ha pasado -y continúa sufriendo- marchas y contramarchas. Así originalmente presidió la Comisión el congresista iqueño Eduardo Cabrera Ganoza (Fuerza Popular) quien de la noche a la mañana renunció al cargo; luego fue presidida por la congresista Ana Jara Velásquez (Gana Perú) que a los pocos meses dejó el cargo para integrarse como Ministra de Estado y finalmente la presidencia quedó en manos del parlamentario Rogelio Canches Guzmán (Gana Perú), quien anunció que el informe final sería presentado al pleno en esta semana, pero "algunas circunstancias" han complotado para retrasar (una vez más) esta investigación que debió ser sumaria, drástica e incuestionable.

El derecho de los iqueños de alcanzar justicia no debe desvanecerse aunque se pierda credibilidad en las instituciones y fe en nuestros gobernantes y representantes, debemos exigir claridad, objetividad y celeridad en el informe que nos muestre la verdad de lo ocurrido.

Soldados sacrificados

  • PDF

El primer día de labores para la limpieza pública del cauce del Río Ica fue ejecutada por efectivos del Ejército Peruano, quienes asumieron desde tempranas horas la tarea, tal como lo prometiera el Presidente de la República en su última visita a la ciudad de Ica, pero lamentablemente la jornada se vio empañada porque increíblemente no se les proporcionó los materiales mínimos de protección personal, tales como botas, guantes, mascarillas, gorras e implementos que facilitaran su accionar de limpieza.

Se sabe que mantener contacto prolongado con desechos orgánicos en descomposición puede infectar gravemente a las personas -en este caso a los soldados- más aún si éstas carecen de experiencia para la manipulación de todo tipo de desperdicios (plumas y vísceras de aves, animales muertos, basura doméstica, de negocios, restos inservibles de industrias, desmontes, vidrios, plásticos, papeles y metales oxidados, entre otros desconocidos e inesperados) que al permanecer por días y semanas, expuestos a las elevadas temperaturas ambientales, ingresan a las fases de descomposición que son potenciadas como tornillo sin fin por roedores, perros, moscas e insectos diversos que crean un submundo inimaginable de hedores e infecciones prestas a saltar sobre cualquier ser humano. Exponer a los soldados a este peligro puede traer graves consecuencias, más si éstos no hubieran sido previamente vacunados mínimamente contra el tétano y la temible fiebre tifoidea enfermedades que se contraen por contacto (heridas) con metales mohosos y por mordeduras de ratas infectadas, respectivamente.

La campaña de limpieza está bien, pero mejor sería que los soldados tengan el mínimo de protección para ingresar a erradicar la basura de todo tipo. Observar esta desprotección crea en la ciudadanía el rechazo consciente para que sus hijos no presten servicios en las filas de nuestro Ejército. Exponer indebidamente a estos jóvenes a las inclemencias del calor y la insalubridad, sin gorras, botas, mascarillas, guantes es inhumano. Si el ejército no cuenta con esos materiales son las autoridades locales las llamadas a proveerlos de manera rápida. El éxito de cualquier campaña radica en que haya planificación y organización. Esperamos que en los días siguientes estas deficiencias sean superadas largamente.

Plata Para La Seguridad Ciudadana

  • PDF

En Febrero de este año el Instituto Nacional de Estadística (INEI) reveló cifras alarmantes sobre la percepción de inseguridad ciudadana en todo el territorio patrio; el año 2012 un 38.3% de la población sufrió algún tipo de acción delictiva, así también el 68.1% ha sufrido robo o intento de robo, mientras que un 86.7% declaró su abierto temor de ser víctima de algún hecho delincuencial, estadísticas que provocan zozobra en el comportamiento diario de la población.

La inseguridad ciudadana tiene varias aristas y enfoques, pero el fenómeno delictivo en el Perú es todavía difícil de comprender por grandes sectores de la población, pese a que se comenta todos los días al respecto. La ausencia de una política pública de Seguridad Ciudadana clama por ser instaurada para cada una de las distintas problemáticas de las regiones de nuestro país. La reciente reunión en Ica de los miembros de la Asociación de Municipalidades del Perú (AMPE) apuesta por que se definan las líneas matrices de estas políticas, también en este encuentro se ha solicitado al Congreso un porcentaje del canon minero (en los lugares que lo posean) para que sea invertido positivamente en las acciones de seguridad ciudadana.

El dinero y los presupuestos son necesarios y urgentes para hacer frente y derrotar la ola delincuencial, no hacerlo con oportunidad y hasta con generosidad podría significar un fracaso que nadie desea. El fenómeno delictivo implica enfoques multidisciplinarios serios y trascendentales para ser derrotado y que algún día no muy lejano pueda transitarse tranquilamente por nuestras calles y que no sean escenarios de violencia y muerte. Falta mucho todavía por hacer en estos temas, pero se necesita dar pasos concretos, consensuados y ágiles lo que implica responsabilidad de todos, sin excepciones.