La Voz de Ica

19.Aug.2018

Ultima actualizacion07:27:20 PM GMT

Madre de agraviada pide que Sala Penal confirme sentencia

  • PDF

Ica.- El 18 de Agosto a las 10:00 de la mañana  la Primera Sala Penal de Apelaciones verá la audiencia de apelación de sentencia contra el ex Director del Colegio "Teodosio Franco García", Mayor PNP Juan Carlos Escate Ayala.

 

El pasado 29 de Enero el Mayor PNP Escate Ayala fue sentenciado a cinco años de prisión efectiva por el delito de Acoso Sexual y Tocamientos Indebidos en agravio de una alumna de 16 años del referido plantel.

 

La sentencia fue dictada por el Juez del Primer Juzgado Unipersonal de Ica, Dr. Darcy Vivanco Ballón, quien valoró las pruebas presentadas por el Fiscal Provincial, Dr. Oscar Barreda Calderón.

En la misma sentencia se inhabilita al Mayor Escate para ejercer cargo público y se le impone el pago de una reparación civil ascendente a cinco mil nuevos soles.

En esa ocasión el referido oficial se mantuvo oculto hasta que saliera la apelación, por cuyo motivo no fue internado en el penal "Cristo Rey" de Cachiche como debió corresponder.

Al haberse admitido la apelación, ahora el sonado caso deberá ser resuelto por la Sala de Apelaciones que preside el Juez Superior, Dr. Osmar Albujar De la Roca, cuyas integrantes sin duda ratificarán la sentencia tomando como referencia los argumentos de la Segunda Fiscalía Superior Penal.

La madre de la menor agraviada, Liliana Morón Matta, en declaraciones a LA VOZ DE ICA pidió que la Sala de Apelaciones ratifique la sentencia, argumentando que en la primera instancia quedó demostrado que el Director del Colegio le hizo tocamientos indebidos a su hija de 16 años, aprovechando que ella fue llevada a su despacho por el auxiliar debido a que se sentía mal en su salud.

Los hechos se remontan a Junio del 2013 cuando Liliana Morón denunció al Mayor Escate ante Inspectoría Regional de la PNP, cuyos directivos de ese entonces no le hicieron justicia y más bien hicieron espíritu de cuerpo con el denunciado, por cuyo motivo la madre se vio obligada a solicitar la tutela del Poder Judicial, cuya sentencia en primera instancia le fue favorable para que se castigue ejemplarmente el delito cometido. (DBD)