La Voz de Ica

27.Jul.2017

Ultima actualizacion07:27:20 PM GMT

Sicarios asesinan a obrero de Construcción frente a su hija

  • PDF
Restos de la madre y su hijo son velados con presencia de familiares y amigos

Nasca.- Pese a que el Gobierno del Presidente Ollanta Humala ha endurecido las penas contra el sicariato (asesinato a sueldo), en la Región Ica los sicarios siguen haciendo de las suyas, especialmente en la provincia de Nasca donde este año se han registrado varios casos.

Esta vez un trabajador de Construcción Civil fue asesinado de ocho balazos en la puerta de su casa, cuyo hecho condenable se registró ayer a las 12:30 del día en Vista Alegre, causando temor e indignación en la población.

A esa hora, el obrero Jorge Llanos Solar (48) fue atacado a balazos por dos sicarios, presumiblemente menores, quienes se desplazaban en una moto lineal cubriendo sus rostros con cascos.

Testigos refieren que Jorge Llanos fue baleado en la calle Inca Roca de la Plaza Las Palmeras de Vista Alegre, en presencia de su menor hija que se quedó impotente sin poder auxiliar a su padre para que no fuera acribillado.

Luego de ocurridos los hechos la Policía y el Fiscal Provincial llegaron al indicado lugar para el levantamiento del cadáver que fue enviado a la Morgue, a la vez que iniciaron las investigaciones correspondientes.

Vecinos del distrito indicaron que ya era hora de que el General PNP Edgar Gonzales Espinoza ordene acciones de Inteligencia para que se ubique y capture a los sicarios que están operando en Nasca, quienes "prestan su servicio criminal" a pseudo empresarios mineros y a bandos de Construcción Civil.

El pasado 8 de Julio sicarios en moto lineal también asesinaron a dos personas en Vista Alegre, de cuya investigación aún no hay resultados. Posteriormente la Policía se enfrentó a balazos con cinco avezados delincuentes e hirió a uno de ellos.

Las acciones de prevención deben continuar hasta la captura de los indeseables, que asesinan a sueldo y de los malos elementos que contratan los servicios de sicarios. De nada sirve que se endurezcan las penas cuando la Policía no cumple su labor de arrinconar a la delincuencia que socava los cimientos de nuestra sociedad. (DBD)